Pide tu primera cita gratis AQUÍ

NOTICIA

Endodoncia y reendodoncia ¿Cuándo una y cuándo otra?. Diferencias

30 / 11 / 2017

Endodoncia en diente.

¿Qué es una endodoncia?

Una endodoncia se realiza cuando se ve afectado el nervio del diente, ya sean por causas como la caries donde las bacterias hayan entrado en contacto con la pulpa dental (el nervio del diente) después de haber dañado el esmalte (capa más externa del diente) y la dentina (capa intermedia entre el esmalte y la pulpa dental); o por algún traumatismo que haya recibido ese diente y se haya visto dañado el nervio. 
 
Indicaciones: 
 
La causa más frecuente por el que hay que hacer este tratamiento es que haya una caries que produce una infección en el interior del diente. En estos casos, la única manera de curar esa infección es eliminando el tejido infectado, aunque existen otros factores que pueden generar una pulpitis o en una lesión de la pulpa, como, por ejemplo; traumatismos, la abrasión, erosión y desgaste de los dientes, la forma en que se realizan algunos tratamientos restauradores y los materiales que se utilizan para realizarlos.

¿Qué es una re- endodoncia?

La re-endodoncia en cambio, es el retratamiento de los conductos radiculares y se realiza cuando el tratamiento de endodoncia inicial de un diente no ha funcionado como esperábamos. Este retratamiento consiste en eliminar los materiales que hay en el interior de los conductos radiculares del diente y proceder a la limpieza, la conformación y el relleno de los conductos.
 
Este tratamiento se realiza cuando la endodoncia no ha tenido todo el éxito que esperábamos con tal de conservar el diente en boca y no extraerlo (lo cual sería nuestra última opción). El tratamiento ideal es aquel que intenta salvar el diente natural. Los dientes re-endodonciados pueden funcionar bien durante años, incluso durante toda la vida.
 
Indicaciones: 
 
La reendodoncia está indicada cuando un paciente con un diente endodonciado y con los siguientes síntomas que indican al dentista especialista que la endodoncia no se ha curado correctamente:
 
- Dolor que no han cambiado o ha empeorado desde que se sometió al tratamiento inicial. El dolor puede ser espontáneo, pero en la mayoría de los casos aparece al masticar o al morder con fuerza.
 
- Antecedentes de episodios de hinchazón facial.
 
- Sensibilidad a la percusión y a la palpación.
 
- Presencia de un conducto sinusal supurante, reconstrucciones coronales defectuosas o perdidas, o caries activas.
 
- En la radiografía se pueden observar uno o más conductos sin tratar, conductos radiculares mal obturados, conductos no preparados o no obturados a la profundidad apropiada, y caries recurrentes que habían pasado desapercibidas. Además puede tener una lesión apical que no existía al comenzar el tratamiento de endodoncia.
 
Antes de realizar la reendodoncia, el dentista especialista (endodoncista) comprobará que el diente puede volver a reconstruirse, el periodonto está sano y se puede acceder a los conductos radiculares sin recurrir a la cirugía. Además el paciente debe mostrar unos hábitos de higiene oral adecuados, sentirse motivado para conservar su dentición natural.
 
Es importante que ante cualquier problema dental acudas a un especialista para realizar cualquier tratamiento. En implanta dental contamos con el personal cualificado especializado en el tratamiento de endodoncias. 

Volver