NOTICIA

¿Por qué duelen las muelas del juicio?

Jueves, 26 de Noviembre del 2015

muelas del juicio

Las muelas del juicio son cada uno de los cuatro molares que surgen detrás de los segundos molares de la dentición permanente. Estas muelas son las últimas que salen (comienzan a erupcionar entre los 18 y los 26 años),  y las que todos recordamos como las más dolorosas. Las muelas del juicio son cuatro: dos a cada lado del maxilar superior y dos a cada lado de la mandíbula o maxilar inferior. ¿Por qué duelen tanto las muelas del juicio cuando salen?

El principal motivo se debe a que su nacimiento es diferente al de los demás dientes. La muela del juicio no sale en forma vertical, como las demás, sino que se desplaza en posición oblicua, inclinada hacia delante. Esto provoca que estas muelas, al nacer, empujen al resto de dientes y puedan causar infecciones, ya que este nacimiento en oblicuo provoca que los restos de comida se queden atrapados entre las muelas y sea muy difícil alcanzarlos con el cepillo de dientes. El dolor viene provocado, además, porque su nacimiento provoca que se aprieten las estructuras de la boca, dañe los dientes vecinos (los hace más propensos a la caries y a la placa), la mandíbula e incluso los nervios.

Puede ocurrir, además, que las muelas del juicio no salgan totalmente sino que su erupción sea parcial, haciéndolas propensas a caries y otras enfermedades. Esto sucede porque no tienen suficiente espacio en la boca para salir completamente. Es en estos casos cuando necesitamos extraerlas.

La extracción de las muelas del juicio es un procedimiento habitual. No obstante, será nuestro dentista o un cirujano bucal especialista quienes determinen si es necesario extraerlas o no. Lo habitual es estos casos es una anestesia general o una anestesia local para adormecer solo la zona durante el procedimiento quirúrgico.  

 

También te puede interesar:

Las visitas al dentista se duplican en los últimos diez años.

Volver